A la siguiente ciudad que mis amigos y yo nos dirigimos después de Sao Paulo, fue a Río de Janeiro. ¿Están de acuerdo que no podía faltar en la lista? Fue un vuelo rápido de aproximadamente 45 minutos.

Conocer Río fue totalmente diferente a Sao Paulo; es mucho más turístico empezando porque hay playa, está el Cristo Redentor en el Corcovado -una de las Siete Maravillas del Mundo- y el famoso Pan de Azúcar, de donde puedes ver toda la ciudad. Es una ciudad llena de vida, dan las 12 de la noche y la gente sigue jugando futbol en la playa.

Estuve hospedada en el JW Marriott, frente al mar, pero hay otros hoteles que les recomiendo mucho como el Fasano y el Emilio. Todos con gran ubicación.

Fui a otro lugar llamado la Vista Chinesa, uno de los miradores más conocidos de la ciudad, y me quedé con ganas de visitar el espectacular Jardín Botánico y los principales Museos. Pasé por un par de las famosas Favelas, una de ellas, donde Michael Jackson grabó su video “They don’t care about us”. No las conocí por dentro, ya que los taxis nos indicaron que era peligroso.

Realmente necesitas al menos una semana para poder conocer y vivir Río en todo su esplendor.

Lo que más me emocionó fue sin duda conocer el Cristo, sentí muchísima emoción al verlo, hasta una lágrima se me salió. Fue una experiencia muy bonita y es sin duda, imponente.

La comida es espectacular por todos lados; las pastas, los mariscos, todo lo que probé estaba delicioso!

En fin, amé Río y espero poder regresar pronto con más calma para conocer todo lo que me faltó. Les dejo besos y algunas fotos.




Fotos: Alfonso Ramza

2 Comments

  1. Excelente fotografía muchas felicidades a Alfonso Ramza, en especial la de los azulejos de colores.

Leave a Response