En los últimos meses me he especializado en estar probando diferentes shampoos para conocer los beneficios de cada uno y encontrar el ideal para mí, aunque claro, para cada persona y tipo de pelo se tienen diferentes requerimientos.

De lo último que me he encontrado, es con los shampoos sin sulfato. Hace unos meses empecé a oír mucho de ellos, por lo que decidí ponerme a investigar.

Resulta que el sulfato no es que sean bueno ni malo, es simplemente las sales o sustancia que hace la espuma, o sea son los detergentes. Yo creo que a todos nos encanta la espuma porque es lo que te da la sensación de que estás limpiando a profundidad el cuero cabelludo (además de que es deli hacer mucha espuma), pero son tan fuertes que se llevan también los aceites esenciales del pelo.

La ventaja de usar shampoos sin sulfato es que éstos no resecan el pelo como los habituales (aunque no harán mucha espuma). Y sabemos que de la resequedad se pueden derivar muchos problemas como que se rompa y se caíga, se esponje, además de que no se ve nada bonito un pelo como estropajo. Los shampoos sin sulfato sirven de maravilla para todo mundo pero son realmente ideales para las personas que se pintan o decoloran el pelo pues son las más propensas a que se les reseque, para quienes se planchan diario el pelo, así como para quienes tienen un cuero cabelludo muy sensible que se irrita fácilmente.

Ahora, acá te van los shampoos sin sulfato que encontré disponibles en México, pues son relativamente nuevos en nuestro país:

Los más conocidos y económicos de todas las marcas son los de L’Óreal Paris, que podemos encontrar en el Súper bajo la marca “Ever” y son totalmente Sulfato Free. Hay EverPure (para porteger el color del pelo teñido), EverForce (da fuerza al pelo), EverLiss (ayuda a alaciar) y EverCrème (especial para nutrir e hidratar un pelo muy seco). No sólo manejan shampoos sino, diferentes productos sin sulfatos como mascarillas y spray.

ever cream final ever liss final ever pure y ever liss final

 

De L’Óreal Professionnel también está el Shampoo sin sulfato Delicate Color, que es especial para pelo pintado, pues se enfoca en tonos delicados, protege el deslave y ayuda a mantener los reflejos más brillantes e intensos. De venta en salones; tiene un costo de $186 el de 250 ml, y de $284 el de 500 ml.

loreal delicate color

En L’Occitane también hay una línea totalmente libre de sulfatos, que se llama Éclat & Soin Couleur, que es especial para personas con el pelo teñido/pintado. Un pelo con tinte es de lo que más se reseca, por lo que es de bastante ayuda los shampoos sin sulfatos. El shampoo tiene un costo de $340, el acondicionador de $370 y la mascarilla, $520.

loccitane sin sulfatos

Redken maneja el shampoo libre de sulfatos Curvaceous que es especial para pelo rizado u ondulado, ya que limpia sin ser pesado por lo que las ondas o rizos quedan muy ligeros. Mantiene los aceites naturales del pelo, lo hidrata, da brillo y aporta definición a los rizos. ¿Sin duda una súper opción para quienes tienen el pelo rizado u ondulado! De venta en salones de belleza a un precio de $270.

redken sulfato free

Una marca que gusta muchísimo en shampoos es Kiehl’s, la cual no es la excepción en una línea libre de sulfatos. Kieh’s sacó “SUNFLOWER” para identificar este tipo de productos para el pelo y se especializa en conservar el color del pelo pintado o decolorado o a quien lo somete a muchos procesos químicos. “Sunflower”, que contiene semillas de girasol, cuenta con shampoo, acondicionador y mascarilla. El shampoo tiene un costo de $295 y el acondicionador, de $300.

kielhs sulfatos
Finalmente les platico de otro shampoo sin sulfatos que puede encontrarse en algunos de belleza, que es de la marca Davines y se llama Authentic Cleansing Nectar, el cual el 98% de sus ingredientes es de origen natural. Davines, de hecho, se caracteriza por ser una marca orgánica. El envase es de 280 ml y tiene un costo aproximado de $275.

shampo davines

De todos estos productos que ven, probé ya varios como la línea EVER y también el de L’Óreal Proffessionel Delicate Color (por aquéllo del balayage),y sí sientes un cambio muy notorio a los pocos días. Por supuesto, la característica principal será la falta de espuma, pero es cosa de acostumbrarse. Es importante que aunque todos estos productos de los que les hablé, sean sin sulfatos, elijas el que sea más adecuado para tu pelo. En mi caso, no me funcionan los cremosos porque lo tengo súper delgado, entonces me queda pesado, ni tampoco me quedaría bien nunca uno para pelo rizado, ya que lo tengo tirando a lacio.

Para finalizar el tema, sólo hay una advertencia importante. Si optas por usar shampoos sin sulfatos, es importante que las mascarillas que uses también sean libres de sulfatos o que te fijes que no tengan siliconas (como la dimeticona), pues será más dificil de quitar con un shampoo sin sulfato y te puede quedar cremoso el pelo.