SEARCH

César Millán: “El Encantador de Perros”

César Millán: “El Encantador de Perros”

Cuando era joven, César Millán se propuso llegar a ser el mejor entrenador de perros del mundo ¡y vaya que lo logró! Esto y más nos platicó en entrevista.

Con motivo de la llegada de su línea de productos para perro en Liverpool, César Millán, de 45 años, mejor conocido como “El Encantador de Perros” o  “El Líder de la Manada” vino de visita a México, donde además bromeó con el supuesto rumor de su muerte “¡No estaba muerto, andaba de parranda!”, dijo entre risas.

En un pequeño evento en Liverpool Polanco, pude convivir con él y hacerle una pequeña entrevista ya que el tiempo era reducido. Djoko por supuesto me acompañó y César estaba “encantado” con él y me platicó que él también tiene un pomeranian. Cabe mencionar para quien no sepa, que César Millán es mexicano, originario de Sinaloa. Creció en una humilde granja con su abuelo en Mazatlán, donde desde temprana edad tuvo mucho contacto con los animales y lo ayudaba a proteger a las vacas de los animales agresivos. Desde siempre lo seguían los perros y a él le molestaba que dijeran “ahí va el chico de los perros”.

¿Cómo empezaste y cómo acabó siendo una profesión?
Empezó por un sueño de querer ser el mejor entrenador de perros del mundo. Yo no sabía que tenía una habilidad con los perros, sabía que me gustaba estar con ellos y quería ser veterinario. Cuando me mudé a la ciudad, empecé a ver Lassie Rin Tin Tin y eso me llamó mucho la atención, empecé a ver que perros podían ser entrenados cuando les decías ciertas frases y el perro como que entendía, aunque no sabía que era un programa y estaba editado.

Después salió el sueño de ir a los Estados Unidos para poder llegar y aprender de los americanos. A los 21 años me brinqué el borde y después de un rato conseguí un trabajo como peluquero en una estética canina. Me hice muy amigo de muchas celebridades en particular Jada Pinkett Smith (esposa de Will Smith) y ella fue la que me ayudó a aprender inglés y a relacionarme con otras personas.

¿Cómo se dio el programa de televisión?
En el negocio del showbiz primero vas a ser reportero, camarógrafo, etc… Yo me fui directo a la graduación pues nunca había estado enfrente de una cámara, todo fue instántaneo y tienes que ir aprendiendo solito.

¿Tú consideras que lo que tienes con los perros ha sido un don o es una técnica que cualquier persona puede aprender?
El don más que nada es saber lo que quieres. Yo creo que una vez que sabes lo que quieres, te fijas una meta y planeas con quién tienes que relacionarte para llegar a tu meta. El saber entender a los animales es un instinto de todos nosotros, es como saber amar, todos sabemos, simplemente tienes que darte espacio o momento para hacerlo. Todos nacemos con instinto; cuando somos bebés, el llorar cuando tus pañales están sucios es un instinto, nadie te enseña eso pero lo que pasa es que la sociedad te quita ese instinto porque quiere que seas inteligente, te dicen “tienes que aprender esto, el otro…” pero no nutren el instinto, la forma natural de ser… Si tú ves a un niños de 2, 3 años, ellos saben qué perro tocar y qué perro no. Qué humano los puede tocar y qué humano no. Los bebés no conocen a la gente pero saben cuál es la energía que es familiar con ellos.

“El saber entender a los animales es un instinto de todos nosotros”

¿Entonces relacionarte con los perros se basa en un tema de la energía que transmitimos?
Los perros saben cuando los quieren, cuando tienes miedo, cuando no los quieres… El perro no sabe que esa persona tiene cierto nombre o es de cierta raza o de cierta edad… Quien tú eres en el mundo animal es “energía”, lo que pasa es que tienes que saber qué energía eres en ese momento, la mayoría de la gente que quiere a los perros, crean una energía excitada o los de da pena. Entonces con el excitamiento o la pena es la mayoría que los amantes de los perros se comportan, por eso es que los perros toman el liderazgo de esa energía. Mis clientes son personas que les da tristeza o les da mucho excitamiento estar con los perros, entonces el perro ve la energía excitada como seguidor no como líder y ve la energía triste como seguidor, no como líder. El perro te debe ver como su líder.

Al final, nos tomamos unas fotos con César, quien comentó sobre Djoko: “Este sí que sabe posar”. En conclusión, muy agradable y una gran oportunidad esta plática con él, una persona a la que admiro y con quien comparto el amor por los perros, al igual que muchos de ustedes.

cesarmillan-djokothepom

cesarmillan-nuriadiazmaso


Share!Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page
NuriaDM
Blogger & Entrepreneur. Amo a los animales, soy vegetariana y fan del tenis. Creo en la magia y tengo el sueño tan ligero como la Princesa del Guisante.

You May Also Like

1 Comment

  • ESTEFANIA VARGAS April 17, 2015 7:16 PM

    ESTE ES UN GRAN EJEMPLO DE PASION Y QUE NO EXISTE UN LIMITE Y SE QUIER SE PUEDE Y LO DEMAS VIENE SOLO.

Leave a Reply